Commodities y futuros

Los intensos combates dejan la ciudad ucraniana de Severodonetsk con una sola salida

6/6

Un residente local mira la hierba que está en llamas después de un bombardeo, en medio del ataque de Rusia a Ucrania, cerca de la ciudad de Bakhmut, región de Donetsk Ucrania. 12 de junio de 2022. REUTERS/Gleb Garanich

2/6

Por Natalia Zinets y Maria Starkova

KIEV, 13 jun (Reuters) — Las fuerzas defensoras de Ucrania están luchando ferozmente por «cada metro» de Severodonetsk, dijo el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, mientras que las fuerzas rusas destruyeron un puente que conecta la ciudad con el otro lado del río, dejando a sus residentes con una sola salida.

Los soldados rusos han tomado la mayor parte de Severodonetsk, habiendo pulverizado zonas de la ciudad en uno de los asaltos más sangrientos desde que invadieron Ucrania el 24 de febrero. Una victoria en la ciudad podría darles impulso en una batalla más amplia por el control de la región del Dombás, en el este de Ucrania.

«El objetivo táctico clave de los ocupantes no ha cambiado: están presionando en Severodonetsk, hay fuertes combates en curso en la ciudad. Literalmente por cada metro», dijo el presidente ucraniano, Volodímir Zelenski, en un discurso nocturno en vídeo emitido el domingo, añadiendo que los militares de Rusia están tratando de introducir reservas en el Dombás.

Zelenski dijo que la imagen de un niño de 12 años herido en un ataque ruso es ahora el rostro mundial perdurable de Rusia.

«Estos mismos hechos subrayarán la forma en que Rusia es vista por el mundo», dijo.

«No se trata de Pedro el Grande, ni de León Tolstói, sino de niños heridos y muertos en ataques rusos», dijo, en una aparente referencia a las declaraciones de la semana pasada del presidente ruso, Vladimir Putin, en las que comparaba la campaña militar de Moscú con la conquista del emperador ruso Pedro el Grande del siglo XVIII en las tierras en poder de Suecia.

Las fuerzas ucranianas y rusas seguían luchando calle por calle en Severodonetsk el domingo, dijo el gobernador de la provincia de Luhansk, Serhi Gaidai.

Los efectivos rusos han tomado la mayor parte de la ciudad, pero las tropas ucranianas siguen controlando una zona industrial y la planta química Azot, donde se refugian cientos de civiles.

«Unos 500 civiles permanecen en los terrenos de la planta de Azot en Severodonetsk, 40 de ellos son niños. A veces los militares consiguen evacuar a alguno», dijo Gaidai.

Pero las tropas rusas habían destruido un puente sobre el río Síverski Donets, que unía Severodonetsk con su ciudad gemela de Lisichansk, dijo Gaidai.

Eso dejó sólo uno de los tres puentes en pie.

«Si tras un nuevo bombardeo el puente se derrumba, la ciudad quedará realmente aislada. No habrá manera de salir de Severodonetsk en un vehículo», dijo Gaidai, señalando la falta de un acuerdo de alto el fuego y de corredores de evacuación pactados.

Gaidai dijo que Lisichansk también está siendo bombardeada por las fuerzas rusas y que un niño de seis años había muerto allí.

Reuters no pudo confirmar de forma independiente esta información.

En Pokrovsk, al suroeste de Severodonetsk, mujeres, niños y ancianos, algunos en sillas de ruedas, subieron al único tren que evacuaba a la gente el sábado, en el inicio de un largo viaje desde el conflicto hasta una zona de seguridad en Leópolis, cerca de la frontera con Polonia.

«Hemos aguantado hasta el último momento, no queríamos irnos, pero la vida nos ha obligado a sobrevivir», dijo Lyuba, una mujer de Lisichansk, a Reuters TV mientras esperaba la salida del tren. «Nos vamos, no sabemos a dónde, a quién, pero nos vamos».

IMPLICACIONES ESTRATÉGICAS

La caída de Severodonetsk, el último territorio ucraniano que mantiene Kiev en la estratégica región de Luhansk, acercaría a Rusia a uno de los objetivos declarados de lo que Putin llama «operación militar especial».

Los soldados rusos estaban disparando morteros y artillería al sur y suroeste de Severodonetsk, según el mando del ejército de Ucrania. Pero dijo que las fuerzas ucranianas habían rechazado los intentos rusos de avanzar hacia algunas comunidades.

Reuters no pudo verificar de forma independiente las informaciones sobre el campo de batalla.

Tras verse obligado a reducir sus objetivos iniciales tras su invasión de Ucrania el 24 de febrero, Moscú ha centrado su atención en ampliar el control en el Dombás, donde los separatistas prorrusos mantienen el territorio desde 2014.

Las fuerzas rusas se han dedicado a bombardear constantemente las ciudades del sur y el este, dejando muchas en ruinas y miles de civiles muertos, según Naciones Unidas.

En otro lugar, misiles de crucero rusos destruyeron un gran depósito que contenía armas estadounidenses y europeas en la región de Ternópil, en el oeste de Ucrania, informó la agencia rusa Interfax.

El gobernador de Ternópil dijo que los cohetes disparados desde el mar Negro en la ciudad de Chórtkiv habían destruido parcialmente una instalación militar y herido a 22 personas. Un responsable local dijo que no había armas almacenadas allí.

Reuters no pudo confirmar de forma independiente las diferentes versiones.

El domingo, el mando del ejército ucraniano dijo en Facebook (NASDAQ:META) que el general Valeriy Zaluzhny, jefe de las fuerzas armadas de Ucrania, había hablado con el general Mark Milley, máximo responsable militar de Estados Unidos, y le reiteró la petición de más sistemas de artillería pesada.

Moscú ha criticado a Estados Unidos y a otras naciones por el envío de armas a Ucrania, amenazando con atacar nuevos objetivos si Occidente le suministra misiles de largo alcance.

Putin dice que las acciones de Rusia tienen como objetivo desarmar y «desnazificar» a Ucrania. Kiev y sus aliados lo califican de guerra de agresión no provocada para capturar territorio.

También el domingo, el líder de la región separatista de Donetsk, respaldada por Rusia, en el Dombás, dijo que no había razón para indultar a dos ciudadanos británicos condenados a muerte la semana pasada tras ser capturados junto a un marroquí mientras luchaban por Ucrania. Reino Unido dice que son soldados regulares exentos de ser procesados por participar en hostilidades, según los Convenios de Ginebra.

Por otra parte, la familia de un exsoldado británico, Jordan Gatley, dijo en redes sociales que murió luchando por Ucrania en Severodonetsk.

(Información de las redacciones de Reuters; escrito por Michael Perry; editado en español por Benjamín Mejías Valencia)

Fuente

Похожие статьи

Добавить комментарий

Ваш адрес email не будет опубликован.

Кнопка «Наверх»